Mailinglist Archive: opensuse-es (1502 mails)

< Previous Next >
Re: [opensuse-es] OT[++]: Justicia divina

Por respeto a la lista y a los que no les interese, se sientan incómodos
(Lluis) o hasta se sientan ofendidos de mencionar estos temas, esta es
la única respuesta que daré en la lista sobre el tema, si alguien quiere
y pide más razones, por favor que lo haga a mí correo.

El 2008-10-23 a las 17:55 -0300, Mauricio J. Adonis C. escribió:

En el antiguo testamento la misericordia no abunda precisamente, se podría
decir que es hasta brutal.


Pues a leer más y mejor el Antiguo Testamento, porque lo que yo he visto
es precisamente lo contrario. :)

No quiero entrar en el tema, pero... (y conste que me lo he leído entero
o casi):

- se cepilla a los primogénitos egipcios

En primer lugar hay que entender el contexto de esta acción; Dios había
pedido a Faraón que dejara en libertad a su pueblo, liberándolos así
unos 430 años de _muy_cruel_ esclavitud en Egipto. Faraón se negó
tercamente dejar ir al pueblo hebreo. Dios trajo sobre Egipto 9 plagas
con el fin de que Faraón dejara ir al pueblo cautivo, ¡aún así no dejó
en libertad a Israel!. Por último, mediante Moisés Dios _le_advirtió_ a
Faraón que su obstinación le costaría la vida a los primogénitos de
Egipto si es que aún no accedía a liberarlos. Claro, Faraón se negó y
acarreó la muerte de los primogénitos de su pueblo. Sólo la mano fuerte
Dios permitió que Faraón accediera a darle la libertad a los esclavos
hebreos.

Es interesante ver que no sólo los hebreos partieron de Egipto, sino
también una gran cantidad de los propios egipcios que entendieron lo que
pasaba y tuvieron fe en el Dios de los hebreos. Además en la 7ª plaga,
se dio la oportunidad a los egipcios que creyeron en la advertencia dada
por Dios que salvaran sus vidas y la de sus animales poniéndose a
resguardo de la granizada mortal que fue predicha.
(Éxodo 3:7-10; 5:1-12:41)

Al examinar el relato con más detalle no se percibe crueldad de parte de
Dios, sino más bien su justicia divina, que siempre da cabida a la
misericordia cuando es posible otorgarla.

- exige a Abraham que se cargue a su hijo Isaac

Lo que le pidió Jehová Dios a Abrahán no tenía por finalidad matar a
Isaac, sino probar la fe de Abrahán en Dios. Abrahán estaba listo para
ejecutar el mandato de sacrificar a su hijo unigénito que había
recibido, cuando un ángel lo detuvo diciendo: «...No extiendas tu mano
contra el muchacho y no le hagas nada, porque ahora sé de veras que eres
temeroso de Dios, puesto que no has retenido de mí a tu hijo, tu único».
Lo realmente trascendental y extraordinario de este hecho fue lo que
consiguió Abrahán mediante este acto de fe: «Y mediante tu descendencia
se bendecirán todas las naciones de la tierra debido a que has escuchado
mi voz»
(Génesis 22:1-18).

Nuevamente no hay ninguna crueldad involucrada a este hecho, sino más
bien lo contrario... ¡la promesa de Dios de proveer una descendencia
mediante la cual se bendecirían todas las naciones de la tierra!
...que es precisamente lo opuesto.

- ayuda a los israelitas a combatir y matar a sus enemigos en multitud de
batallas, como derribar las murallas de Jericó al son de la trompeta, o
detener el sol para que Josué ganara la batalla.
En esto hay que saber y entender dos cosas:

1) Para el tiempo en que Israel entró en Canaán las naciones que la
habitaban. Se sabe que por ejemplo la religión cananea era degradada en
extremo con prácticas como la bestialidad, el incesto, la sodomía, la
magia, el espiritismo, el sacrificio de sus hijos por el fuego y la
violencia sádica (prácticas absolutamente detestables para Dios).
Una obra sobre arqueología dice lo siguiente: « Las excavaciones
realizadas en Palestina han puesto al descubierto montones de cenizas y
restos de esqueletos infantiles en cementerios situados cerca de altares
paganos, lo que indica lo extendida que estaba esta práctica cruel y
abominable». (Archaeology and the Old Testament, 1964, pág.279) La obra
Compendio Manual de la Biblia (de Henry H. Halley, 1985, pág.157) dice:
«Los cananeos, pues, adoraban cometiendo excesos inmorales [de todo
tipo] en presencia de sus dioses, y luego asesinando a sus hijos
primogénitos como sacrificio a estos mismos dioses. Parece que la tierra
en gran parte había llegado a ser una especie de Sodoma y Gomorra en
escala nacional. [...] ¿Tenía derecho a seguir viviendo una civilización
de semejante inmundicia y brutalidad? [...] Los arqueólogos que cavan en
las ruinas de las ciudades cananeas se preguntan por qué Dios no las
destruyó mucho antes».

Dios en más de una oportunidad ha ejercido su derecho soberano de
ejecutar sentencia de muerte sobre gente merecedora de dicha pena. En
ocasiones Dios utilizó medios naturales con ese fin, inundaciones,
fuego, granizos, el mar... con relación a los pueblos de Canaán utilizó
un ejército comisionado por Él Mismo a limpiar la tierra, o como dice la
Biblia para hacer que la tierra 'vomitara a sus habitantes' (Levítico
18:2-25).

El hecho de que Jehová interviniera en estas guerras demuestra que en
realidad quien luchaba y ganaba las batallas era Dios mediante el
ejército israelita, que la guerra era una expresión de juicio de parte
de Dios y que el resultado de las batallas no dependía del tamaño del
ejército israelita, ni de sus armas, ni de sus generales... dependía de
Dios, quien les daba el éxito.

Sin embargo, aunque los cananeos fueron casi exterminados como nación,
Dios siempre mostró misericordia cuando fue posible hacerlo en casos
particulares, como es el caso de Rahab, la mujer que vivía en Jericó y
que demostró fe en Dios; debido a ello no sólo sobrevivió a la
destrucción de la ciudad sino que además se le dio el honor de ser
antepasada de la descendencia prometida(!). (la promesa dada a Abrahán
¿recuerdan?)

2) La destrucción de los pueblos cananeos no es incompatible con el
espíritu de las Escrituras Griegas Cristianas (Nuevo Testamento)
basta examinar los siguientes pasajes bíblicos para darse cuenta de
ello..

Mateo 3:7-12
Mateo 22:1-7
Mateo 23:33
Mateo 25:41-46
Marcos 12:1-9
Lucas 19:14, 27
Romanos 1:18-32
2 Tesalonicenses 1:6-9
2 Tesalonicenses 2:3
Revelación (o Apocalipsis) 19:11-21

Dios es amor, pero está preparado para pelear y lo hará nuevamente para
vindicar su soberanía, limpiar su Nombre de quienes lo ofenden y
establecer la justicia aún contra el deseo de quienes no la quieran.
Cuando lo haga se alcanzará el propósito original que tiene para nuestro
hoy lacerado hogar la tierra y para la humanidad que viva en ella.
(Revelación 21:3-5) :)

Saludos.

--
Mauricio J. Adonis C. <mike.alfa.2007@xxxxxxxxx>

--
Para dar de baja la suscripción, mande un mensaje a:
opensuse-es+unsubscribe@xxxxxxxxxxxx
Para obtener el resto de direcciones-comando, mande
un mensaje a:
opensuse-es+help@xxxxxxxxxxxx

< Previous Next >